La importancia de facturar

¿Porqué debo expedir y solicitar facturas?


Grupo Financiero Base


Facturar cumple una función doble, tanto para el emisor como para el cliente, ya que es indispensable para llevar bien la contabilidad de tu negocio y para deducir impuestos cuando aplique.

¿Por qué debo facturar o por qué pedir facturas?

Dependiendo de qué lado de la transacción estés, entregar o pedir facturas tiene beneficios.

Las empresas y los proveedores de servicios, incluidos médicos, nutriólogos o psicólogos, tienen obligación de otorgar facturas para comprobar todas sus ventas o actividades ante las autoridades hacendarias. Los consumidores tienen el derecho de recibirla para, en dado caso, solicitar una devolución de impuestos al término del año fiscal.

Como comerciante, emprendedor o empresario, puedes estar en ambos lados, pues hay muchos gastos en que puedes ahorrar gracias a la deducibilidad.

Hay facturas deducibles de la declaración anual, como en el caso de:

  • Aportaciones voluntarias o complementarias a las Afores o a un plan de retiro individual, hasta por 10 por ciento.

  • Pagos de colegiaturas por distintos topes desde nivel preescolar hasta bachillerato, y transporte escolar obligatorio.

  • Intereses reales sobre créditos hipotecarios de casa habitación que tengas contratados con la banca, el Infonavit o el Fovissste, hasta un límite de 750 mil UDIs.

  • Donativos realizados a organizaciones sociales autorizadas y por un monto máximo de 7 por ciento de tus ingresos.

  • Gastos médicos, tratamientos y hospitalizaciones pagados mediante tarjetas de débito o crédito, transferencias electrónicas o cheques nominativos de una cuenta a nombre del contribuyente que hace la declaración.

  • Gastos funerarios de familiares directos hasta por un límite de un año de salario mínimo.

  • Primas de seguros de gastos médicos mayores o menores.


En el caso de emprendedores o empresarios, arrendadores o prestadores de servicios, son más amplios los gastos que pueden deducir de sus declaraciones mensuales, siempre y cuando sean indispensables para realizar su actividad:

Contribuyente con actividad empresarial

  • Sueldos y salarios de los colaboradores

  • Cuotas patronales del IMSS

  • Arrendamiento de la sede del negocio

  • Servicios necesarios para prestar los servicios como teléfono y luz

  • Artículos de oficina

  • Equipo y mobiliario

  • Insumos y mercancías para producción o reventa

  • Arrendadores

  • Sueldos y salarios pagados

  • Cuotas patronales al IMSS

  • Arrendamiento de espacio de oficinas

  • Electricidad y teléfono utilizados en la actividad

  • Artículos de oficina

  • Impuesto predial de la casa, local u oficina que se arriende

  • Inversiones hechas en construcciones, mejoras o ampliaciones del inmueble

Servicios profesionales

  • Sueldos y salarios pagados

  • Cuotas patronales al IMSS

  • Arrendamiento del local o consultorio

  • Teléfono y luz del lugar

  • Artículos de oficina

  • Inversiones en equipo y mobiliario

  • En todos los casos, lo máximo que se puede deducir es el 10 por ciento del total de ingresos o hasta cuatro salarios mínimos generales (es decir, 102,346 pesos).

Aún cuando sean facturas no deducibles, es importante que las solicites para llevar un mejor control de tu contabilidad, pues estás obligado a contar con estos comprobantes fiscales si las autoridades los solicitan luego que de presentes tu declaración anual.

¿Cuáles son los beneficios?

Buscando fortalecer al mercado interno en México, las autoridades hacendarias decidieron otorgar estímulos fiscales adicionales a través de la Reforma Fiscal de 2017, resumidos en esta infografía:




Como ves, por un lado se compensa el alza de los combustibles al ampliar el estímulo fiscal contra el Impuesto sobre la Renta de lo gastado en gasolina o diesel utilizado para el funcionamiento de maquinaria o el uso de vehículos de transporte público o transporte privado de personal, carga o servicio turístico.

Otros beneficios son la deducción de las adquisiciones de activos fijos como maquinaria nueva, excluyéndose equipo de oficina y automóviles, y tasas preferenciales para ingresos por inversiones mantenidos fuera del país y regresados para permanecer en México al menos durante dos años.


Seas vendedor de productos o prestador de servicios o cliente, emitir o solicitar factura es una obligación y un derecho que puede tener beneficios en forma de estímulos fiscales o de deducciones de impuestos.


No lo veas solo como una molestia más, sino como el cumplimiento de un trámite que te servirá para llevar bien tu contabilidad y ahorrar en muchos casos.

Follow

Contact

Address

Amado Nervo #677, Ladrón de Guevara, Guadalajara, Jalisco.

©2019 by FG Contadores Integrales.